Inicio Quiénes somos Actividades Su alimentación Conceptos básicos de nutrición Publicaciones
Noticias
Alimentos
Recetas
Agenda de actividades
Documentos de interés
Enlaces en la web
Galerías de imágenes

Volver al índiceVolver al índice

Es noticia...

 Los adolescentes que consumen exceso de grasas tienen más riesgo cardiovascular independientemente del ejercicio físico que realicen.

 

Image courtesy of artur84/ FreeDigitalPhotos.net

 

 01/02/2014


Un estudio realizado en la Universidad del País Vasco ha demostrado que, en los jóvenes, dietas con exceso de grasa provocan mayor acumulación adiposa en el abdomen independientemente de las calorías totales consumidas y del ejercicio físico realizado.


 

 

Este estudio llevado a cabo por la Dra. Labayen, profesora de Nutrición y Bromatología de la Facultad de Farmacia de la UPV/EHU pertenece al macroestudio europeo conocido como HELENA por sus siglas en inglés “HEalthy Lifestyle in Europe by Nutrition in Adolescence” (Estilo de vida saludable en Europa a través de la nutrición en la adolecencia) (1).

Como destacan los autores del trabajo, la adolescencia es una etapa clave en la salud nutricional de una persona pues es cuando empieza a adquirir independencia y autosuficiencia en las decisiones concernientes a su alimentación y hábitos de actividad física. Es por tanto en esta fase cuando determinan los patrones de vida que llevarán durante su etapa adulta y, por ende, su salud futura.

El estudió consistió en analizar la alimentación y actividad física de 224 adolescentes además de valorar su cantidad de grasa abdominal a través de una técnica muy precisa denominada absorciometría dual de rayos X (DEXA) (2). Sus resultados han demostrado que la cantidad de grasa consumida tiene una relación directamente proporcional con la adiposidad abdominal de los jóvenes y esta relación es independiente del número de horas de actividad física que realicen o incluso de las calorías totales consumidas. Esto quiere decir que aunque un joven consuma unas calorías adecuadas para su edad, si la mayoría de estas provienen de grasas, entonces acumulará mayor adiposidad en el abdomen y tendrá más riesgo de accidente cardiovascular en su vida adulta.

Según palabras textuales de la Dra. Labayen en una nota de prensa dada por la propia Universidad del País Vasco: "A pesar de que normalmente la actividad física es un factor de prevención, en este caso en particular, no consigue contrarrestarlo … Estos resultados apuntan al aporte graso de la dieta como un factor clave de riesgo de adiposidad abdominal en los adolescentes e independiente de la actividad física".

 

La grasa abdominal y el riesgo de enfermedad cardiometabólica

Está de sobra demostrado que la grasa que se acumula en la región del abdomen, también conocida como grasa visceral, es la más perjudicial para la salud pues está íntimamente relacionada con un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular y diabetes, sobre todo en los varones.

En los adultos se considera que hay riesgo para el corazón cuando el perímetro de la cintura es mayor a 88 cm en las mujeres y mayor a 102 cm en los varones. En el caso de los niños y adolescentes, los valores de riesgo para el perímetro de la cintura dependen de la edad. Por ello es más recomendable usar el índice de cintura-talla (ICT) que se calcula dividiendo el perímetro de la cintura a nivel del ombligo en cm entre la estatura en cm. Si este índice es mayor a 0,5 en niños y 0,51 en niñas, se considera que hay obesidad abdominal y por tanto un riesgo cardiometabólico elevado (3).

 


Según lo encontrado en este reciente estudio es imprescindible que los niños y adolescentes lleven una dieta equilibrada controlando la ingesta de grasas para poder evitar enfermedades como la diabetes o las de tipo cardiovascular.


 

Referencias:

1.- Helena Study : http://www.helenastudy.com/

2.- Labayen et al. High fat diets are associated with higher abdominal adiposity regardless of physical activity in adolescents; the HELENA study. Clinical Nutrition, 2013. doi:10.1016/j.clnu.2013.10.008

3.- Marrodán et al. Precisión diagnóstica del índice cintura-talla para la identificación del sobrepeso y de la obesidad infantil. Med Clin (Barc), 2013; 140: 296-301.

 

Noticia elaborada por Noemí López-Ejeda (Asociada SEDCA) @LopezEjedaN en Twitter.

© Fundación Alimentación Saludable · info@alimentacionsaludable.es · Tlfno: 902 012 998 · Todos los derechos reservados