Inicio Quiénes somos Actividades Su alimentación Conceptos básicos de nutrición Publicaciones
Noticias
Alimentos
Recetas
Agenda de actividades
Documentos de interés
Enlaces en la web
Galerías de imágenes

Volver al índiceVolver al índice

Es noticia...

 Alimentación para prevenir la retención de líquidos

 
 

 08/08/2018

 

 

LA ALIMENTACIÓN FRENTE A LA RETENCIÓN DE LÍQUIDOS

La retención de líquidos es muy habitual y puede deberse a múltiples causas:

  • Beber poca agua
  • Abusar de la sal (sobre todo a base de productos precocinados o procesados altos en sal, más incluso que por la sal de salero). Si consumieramos solo el sodio a partir de los alimentos naturales junto a un poquito de sal en los platos, tomaríamos mucha menos sal en total y no sería preocupante.
  • Exceso de productos ultraprocesados
  • Estilo de vida sedentario.
  • Cambios hormonales sobre todo en mujeres. menstruación, embarazo... que forman parte de un proceso natural.
  • Otras causas: fármacos, patologías...

Como podéis comprobar varias razones se deben a una mala alimentación o a un estilo de vida poco activo, falt de actividad física... Es decir, factores modificables que dependen de nosotros mismos y podemos cambiar.

Os presentamos una infografía con las principales pautas generales para prevenir la retención de líquidos o reducirla si ya la presentamos. Como dos pautas son el consumo de alimentos ricos en potasio y magnesio, se indican los alimentos más ricos en ambos minerales:

 

 

Consumo de sal:

Por último, el consumo de sodio, imprescindible para la vida por cierto, en forma de alimentación natural es suficiente para alcanzar los requerimientos. Añadir un poco de sal a las comidas tampoco será un riego siempre que moderemos la cantidad y no esté contraindicado. Aun así, técnicas como emplear especias de todo tipo, vinagre, zumo de limón o de lima... ayudarán a dar sabor a los platos y no depender del salero.

El principal método para reducir el consumo de sodio, es bajar el consumo de ultraprocesados. Por ejemplo, un gazpacho o puré casero tendrá la sal que nosotros decidamos echar (preferiblemente solo una pizca), en cambio, si lo compramos ya hecho, algunos tienen de 1 a 1,5 gramos de sal por cada 100mL de gazpacho o puré preparado. Es decir, te tomas 3-4 gramos de sal en un momento respecto al 1 gramo que tomarías en casa si mides la sal que añades. En estos casos, hay que moderar el consumo de los preparados o escoger opciones ``bajas en sal´´ sin olvidarnos de comprobar el resto de ingredientes.

Existen latas de pescado bajas en sal y además al natural o en aceite de oliva virgen extra, cremas de evrduras y gazpachos preparados saludables bajos en sal... Podemos encontrar productos saludables y sin exceso de sal, pero siempre priorizando los alimentos preparados en casa.

Debe tenerse en cuenta que hasta los productos dulces tienen exceso de sal: galletas, bollería... ya que la sal potencia el sabor dulce. No asociemos la sal solo a precocinados salados, ya que todos suman. Lo importante será sencillamente reducir el consumo de estos productos a algo esporádico y controlar el salero en casa.

© Fundación Alimentación Saludable · info@alimentacionsaludable.es · Tlfno: 902 012 998 · Todos los derechos reservados