Inicio Quiénes somos Actividades Su alimentación Conceptos básicos de nutrición Publicaciones
Noticias
Alimentos
Recetas
Agenda de actividades
Documentos de interés
Enlaces en la web
Galerías de imágenes

Volver al índiceVolver al índice

Es noticia...

 Una moda creciente: la dieta sin gluten para no celíacos, ¿es saludable?

 

Image courtesy of Grant Cochrane FreeDigitalPhotos.net

 

 01/03/2013

 

 

 


Cada vez es más popular que personas que no son celiacas consuman alimentos sin gluten por considerarlos 'más saludables'. Esta es una moda que viene de Estados Unidos y los expertos son tajantes al respecto: afirman que no reporta beneficios para la salud y que lo único que se consigue es gastar más dinero en productos sin gluten que son más caros que los convencionales.


 

 

 

¿Qué es el gluten?

El gluten es una proteína presente en cereales como el trigo, el centeno, la avena y la cebada. Es especialmente consumido por personas vegetarianas en forma de seitán, que es un preparado alimenticio hecho a base de trigo que por su alto contenido en proteínas y su aspecto a menudo se denomina como “carne vegetal”.

El gluten no sólo aparece de forma natural en determinados alimentos producidos a partir de estos cereales (es el caso del pan, la pasta, la pizza, la cerveza, etc.), sino que además es un ingrediente que se usa en muchas salsas, alimentos precocinados e, incluso, en el recubrimiento de medicinas, pasta de dientes y pegamentos y otros productos debido a sus características elásticas y moldeables.

Su presencia en la industria alimentaria es tan común que seguir una dieta absolutamente libre de gluten resulta una tarea muy difícil.

 

La enfermedad celiaca

Se trata de una enfermedad de origen genético que afecta aproximadamente al 1% de la población europea aunque por sus síntomas tan poco específicos, se cree que es de las más subdiagnosticadas, de forma que su prevalencia poblacional seguro que es bastante más elevada. La predisposición a la enfermedad se hereda aunque una persona con los genes de la celiaquía puede no llegar a desarrollar la enfermedad. Para evitar su desarrollo recomiendan no dar alimentos con gluten a los bebés menores de 6 meses.

Las personas celiacas son aquellas que poseen intolerancia al gluten de forma que su sistema inmune responde a la ingestión de este tipo de alimentos dañando la mucosa del intestino delgado, la cual sufre inflamación y atrofia de sus vellosidades. Como consecuencia de comer este tipo de cereales, pueden aparecer síntomas como el dolor abdominal, hinchazón, vómitos, diarrea, erupciones cutáneas y, a más largo plazo, pérdida de peso. También se asocia con síntomas psicológicos como apatía, irritabilidad o depresión, estos parecen ser más típicos en los niños. Existen también algunas personas asintomáticas o cuyos síntomas sólo aparecen de vez en cuando.

Existe cierta relación entre la intolerancia al gluten y la intolerancia a la lactosa por lo que se recomienda también que las personas celiacas no se excedan en el consumo de lácteos. El tratamiento es de lo más sencillo: se debe eliminar el gluten de la dieta y con esto el intestino vuelve a su funcionamiento normal al regenerarse sus vellosidades.

Si no se cambia el tipo de dieta y se sigue ingiriendo cereales con gluten, la atrofia de las vellosidades intestinales hace que no se absorban bien otros nutrientes desencadenando otras enfermedades. Se ha relacionado la celiaquía con la aparición de osteoporosis, infertilidad, problemas neuronales y de sistema nervioso.

 

El etiquetado de los productos aptos para celiacos en España

La Norma General de Etiquetado, Presentación y Publicidad de los Productos Alimenticios (Real Decreto 1334/1999 del 31 de Julio) obliga al fabricante a indicar en la etiqueta del envase del producto si contienen gluten.

Existe también un Reglamento Europeo (UE nº41/2009) sobre la composición y etiquetado de productos alimenticios apropiados para personas con intolerancia al gluten que desde Enero de 2012 regula el etiquetado de los productos y el empleo de los sellos:

  • Sello “sin gluten” para alimentos que contengan menos de 20 mg de gluten por cada kilo de producto.
  • Sello “muy bajo en gluten” para alimentos que emplean almidón de trigo procesado para reducir el gluten y que contiene como máximo 100 mg por kilo.

En el caso de España, existen diferentes empresas acreditadas por la Federación de Asociaciones de Celiacos de España (FACE) con su “Marca de Garantía” que asegura que los productos que la portan cumplen con los requisitos que ellos han establecido y que limita el contenido en gluten a 10 mg por kilo (o 10 partes por millón).

 

La creciente moda de los productos sin gluten

Los productos sin gluten se están convirtiendo en una popular moda. Muchas personas que no poseen intolerancia o alergia a esta proteína, han comenzado a comprar productos sin gluten bajo la premisa de creer que son más saludables sin que exista evidencia alguna de beneficio para la salud en los no celiacos.

Esta moda se ha comenzado a extender de forma exponencial desde que actrices, cantantes y modelos han dicho públicamente que seguían este tipo de dietas. Un ejemplo es la actriz y cantante Miley Cyrus, conocida por su papel en la serie juvenil “Hanna Montana” e ídolo de masas, la cual, refiriéndose a la dieta libre de gluten, escribió en su twitter: “el cambio en la piel y la salud física y mental es increíble”.

Cada vez es más fácil encontrar en los medios testimonios de personas que dicen haber experimentado una mejora notable de salud al abandonar los productos con gluten. Uno de los más famosos es el caso de Kristen Golden Testa, que es directora de un programa de salud en California, que afirma haber bajado de peso y que sus alergias han desaparecido. Sin embargo, esta persona reconoce también haber abandonado el consumo de productos con azúcar y comenzado a comer más vegetales y frutos secos. Evidentemente, estos cambios pueden haber sido los responsables principales de su mejora y no tango el no tomar gluten.

 

 

La opinión de los expertos: sólo sirve para perder dinero.

En relación a toda esta polémica, Holly Strawbridge directora ejecutiva de la revista Harvard Heart Letter afirma que “basados en ninguna evidencia médica, salvo la que dan los medios de comunicación, la gente ha empezado a usar productos sin gluten para bajar de peso, aumentar su energía, tratar el autismo o para sentirse más saludables”. Según el Dr. Daniel A. Leffler, director de investigación clínica del Celiac Center en el Beth Israel Deaconess Medical Center en Boston, esto no tiene ningún sentido médico para los individuos que no sufren enfermedad celiaca y estas personas sólo están desperdiciando su dinero en productos más caros que no les reportan ningún beneficio.

De hecho, los productos sin gluten no suelen estar fortificados con vitaminas (como la B9 o ácido fólico) y tienen mucha menos fibra dietética que un producto de cereal integral, lo cual ayuda notablemente a la digestión. Según afirma el Dr. Leffler la dieta de las poblaciones actuales es deficitaria en fibra por lo que esta moda de eliminar alimentos con gluten aumentará este problema si no se refuerza con otros cereales como el arroz, con legumbres o con frutas y verduras, alimentos también ricos en fibra.

Por ello, los expertos están preocupados de que esta moda se extienda más aún y la gente acabe comiendo menos saludable justo por pretender lo contrario. “Un panecillo sin gluten generalmente contiene menos fibra que uno a base de trigo y sigue ofreciendo los mismos peligros nutricionales: la grasa y el azúcar”. El Dr. Stefano Guandalini, director médico del Centro de la Enfermedad Celíaca de la Universidad de Chicago afirma tajantemente que “no es una dieta saludable para aquellos que no lo necesitan”.

 

- Fuente:

Harvard Health Blog - “Going gluten-free just because? Here’s what you need to know.

http://www.health.harvard.edu/blog/going-gluten-free-just-because-heres-what-you-need-to-know-201302205916

Well (New York Times) – “Gluten-free, whether you need it or not”.

http://well.blogs.nytimes.com/2013/02/04/gluten-free-whether-you-need-it-or-not/?smid=pl-share

 

Noticia elaborada por Dña. Noemí López Ejeda (Asociada SEDCA) @LopezEjedaN

© Fundación Alimentación Saludable · info@alimentacionsaludable.es · Tlfno: 902 012 998 · Todos los derechos reservados