Inicio Quiénes somos Actividades Educación nutricional Conceptos básicos de nutrición Publicaciones
Noticias
Nutrición en positivo
Material de información nutricional
Alimentos
Recetas
Documentos de interés
Enlaces en la web
Galerías de imágenes

Volver al índiceVolver al índice

Noticias de nutrición en positivo

 BEBIDAS ISOTÓNICAS

 
Más fotográfías:
 

 24/12/2019


Las bebidas isotónicas son bebidas no alcohólicas destinadas a la hidratación y rehidratación de deportistas, cuya característica principal es que tienen una Osmolaridad similar a la del plasma sanguíneo (200-330 mOsm/L). Para que una bebida sea considerada isotónica debe tener una concentración de Hidratos de Carbono entre el 6 y el 9 % y una cantidad de Sodio en torno 0,4 y 0,7 g/L.


Durante la práctica deportiva, para hacer frente al aumento de la temperatura producido por la realización de ejercicio físico, el organismo atempera el cuerpo mediante el sudor. En ese sudor se elimina agua y sodio principalmente, por ello que es necesario el uso de bebidas isotónicas cuando la sudoración sea importante (en ejercicios prolongados, alta humedad relativa, temperatura ambiental elevada…). Además de reponer electrolitos como el Sodio y la rehidratación, la bebida isotónica también aporta energía, ayudando a mantener una glucemia adecuada y atrasando el agotamiento muscular, todo ello mejorando el rendimiento deportivo.

La composición de estas bebidas en cuanto a los hidratos de carbono debe tener la siguiente relación: Azúcares de absorción rápida, 1 g/min (glucosa, maltodextrina): Azúcares de absorción lenta 0,5 g/min (fructosa) à 2-3:1

Hoy en día en muchas bebidas que se autoproclaman isotónicas no lo son, y conllevan a confusión entre los consumidores, por eso es muy importante que a la hora de elegir una bebida isotónica tengamos los conocimientos suficientes para distinguir las que son de las que no lo son (muchas apenas llegan al 4% de hidratos de carbono).

Las bebidas isotónicas son bebidas no alcohólicas destinadas a la hidratación y rehidratación de deportistas, cuya característica principal es que tienen una Osmolaridad similar a la del plasma sanguíneo (200-330 mOsm/L). Para que una bebida sea considerada isotónica debe tener una concentración de Hidratos de Carbono entre el 6 y el 9 % y una cantidad de Sodio en torno 0,4 y 0,7 g/L.

Durante la práctica deportiva, para hacer frente al aumento de la temperatura producido por la realización de ejercicio físico, el organismo atempera el cuerpo mediante el sudor. En ese sudor se elimina agua y sodio principalmente, por ello que es necesario el uso de bebidas isotónicas cuando la sudoración sea importante (en ejercicios prolongados, alta humedad relativa, temperatura ambiental elevada…). Además de reponer electrolitos como el Sodio y la rehidratación, la bebida isotónica también aporta energía, ayudando a mantener una glucemia adecuada y atrasando el agotamiento muscular, todo ello mejorando el rendimiento deportivo.

La composición de estas bebidas en cuanto a los hidratos de carbono debe tener la siguiente relación: Azúcares de absorción rápida, 1 g/min (glucosa, maltodextrina): Azúcares de absorción lenta 0,5 g/min (fructosa) à 2-3:1

Hoy en día en muchas bebidas que se autoproclaman isotónicas no lo son, y conllevan a confusión entre los consumidores, por eso es muy importante que a la hora de elegir una bebida isotónica tengamos los conocimientos suficientes para distinguir las que son de las que no lo son (muchas apenas llegan al 4% de hidratos de carbono).

 

Autor: Javier Espada, UCM

© Fundación Alimentación Saludable · info@alimentacionsaludable.es · Todos los derechos reservados